Haciendo escala

El turismo de cruceros, motor económico para Barcelona

Un informe de la UB cifra en 1.083 millones su impacto económico y en 9.056 los empleos que genera

El turismo de cruceros se ha convertido en una actividad de valor añadido para Barcelona y sus efectos se transmiten capilarmente a múltiples sectores económicos y a todos los barrios. Un informe elaborado por la Universitat de Barcelona (UB) cifra en 1.083 millones su impacto económico en la ciudad y en toda Catalunya, lo que supone un 36% más que en 2014, año en que esta universidad realizó su primer estudio sobre la industria crucerista en Barcelona. La actividad crucerística genera además 9.056 empleos, un 34% más que en 2014.

El informe, impulsado por la Asociación Internacional de Líneas de Crucero (CLIA), señala que la estancia de cada crucerista en Barcelona dejó en 2016 una media de 518 euros, lo que supone un incremento del 20% respecto a 2014. El gran salto en el impacto económico se ha debido a que Barcelona se ha consolidado como puerto base de cruceros en el Mediterráneo, lo que supone un mayor gasto por pasajero y un mayor número de pernoctaciones en la ciudad. Según el informe, el 28% de los cruceristas embarcan y/o desembarcan) en Barcelona para realizar sus rutas. El crucerismo atrae de forma especial a los turistas norteamericanos que suponen el 18% del total de los pasajeros que hacen ruta en barco, cuando sólo representan el 8% de los turistas de Barcelona en el cómputo global.

 

Pueden consultar la nota de prensa, aquí:

Al respecto, os avanzamos la nota de prensa hecha pública a raíz de la presentación del estudio el 23 de Enero en Barcelona:

NdP_Contribucion económica de los cruceros_230118

Deja un comentario