Protagonistas

‘Dona’m la mar’, un proyecto del Museu Marítim para visibilizar a la mujer del mar

La iniciativa pone el foco en documentar el papel de la mujer que vive y trabaja en relación con el mar  

por Lourdes López

Tanto por su propia historia como por la singularidad del edificio que lo acoge, el Museu Marítim de Barcelona (MMB) es uno de los centros de referencia sobre cultura marinera —y, en concreto, sobre la relación de Catalunya con el Mediterráneo— más importantes de Europa.

El museo se emplaza en las Atarazanas Reales que el rey Pere II el Gran mandó construir a los pies de la montaña de Montjuïc, fuera de las murallas de Barcelona, a mediados del siglo XIII. Gracias a la finalización en 2018 de las obras de rehabilitación que completaron su museización y de rehabilitación total del conjunto monumental de les Drassanes (éstas se alargaron casi 30 años), Barcelona se ha dotado de un bello emplazamiento que mira al mar y que ya es codiciada sede para los más diversos eventos y ferias. Sin ir más lejos, el MMB fue sede de la presentación anual de la Guia de Vins de Catalunya, el Festival Orgànic, el Food Explorers BarcelonaTast o, más recintemente, el reputado mercado gastronómico All those food market.

Hoy es posible conocer más de 128.000 piezas de extraordinaria riqueza en el MMB

En paralelo, la definición de un nuevo plan museográfico permitirá al espacio enfocarse también en fortalecer la preservación del patrimonio, la conservación del fondo de su colección (integrado por más de 128.000 piezas), el estudio y la divulgación de la cultura marinera y lo que ésta ha representado desde siempre para nuestra ciudad.

Un cambio de usos que coincide en el tiempo con el relevo en la dirección del espacio a manos de Elvira Mata Enrich, tras la reciente jubilación de Roger Marcet, al frente 20 años.

El rol histórico de la mujer marinera es una de las nuevas líneas de trabajo dentro del museo

Mireia Mayolas Créixams, Cap de l’Àrea d’Educació i Activitats del MMB

Sin embargo, y al respecto de esto último, el medio marítimo siempre ha tenido una asignatura pendiente. Y ésta no es otra precisamente que la relacionada con reconocer el rol de la mujer y el mar. Tradicionalmente, todos sabemos que éste ha sido considerado como un medio eminentemente ‘masculino’. Las mujeres, por una posiblemente mal entendida lectura de roles, fueron apartadas (nunca mejor dicho) ‘a la orilla’ de la actividad poniendo en sus manos tareas tan principales como la de tejedoras de redes pero, dejando en manos de los hombres el denominado ‘oficio del mar’ y ejerciendo, por tanto, éstos los cargos que se entendían propios a su género. Ya sea desde el rol de tripulante, al de capitán, o llegando al de gerente de empresa naviera. El oficio de marino ha sido hasta ahora considerado así; algo casi puramente masculino. Y es por ello, que se han desplegado toda una serie de acciones en el Museo Marítimo destinadas a descubrirnos una faceta del mar, desconocida por muchos hasta ahora.

El nuevo rol de la mujer en la mar

El rol histórico de la mujer marinera es una de las nuevas líneas de trabajo dentro del museo. A través del proyecto de investigación Dona’m la mar, el MMB ha iniciado un ciclo de mesas redondas abiertas al público en las que se busca visibilizar el rol de las mujeres en los oficios ligados al mar ayer y hoy.

El estudio de dicho rol de la mujer marinera es otra de las nuevas líneas de trabajo del museo. A través del proyecto de investigación Dona’m la mar, coordinado por Catalina Gayà i Morlà, Doctora en Comunicació y autora del libro El mar es tu espejo (Libros del KO), y la también periodista Laia Seró, master en Antropología por la Universitat de Barcelona, se ha buscado visibilizar su papel.

En esta iniciativa, se ha buscado “visibilizar la presencia de la mujer vinculada a la mar y reorientar la narrativa del museo, incorporando elementos para desarrollar las políticas de igualdad del MMB, de acuerdo con su Plan de acción de igualdad de oportunidades aprobado el año 2016”. Lo explica Mireia Mayolas Créixams, Cap de l’Àrea d’Educació i Activitats del MMB, que añade: “Es un trabajo de investigación de más de un año en el que ha habido varias mesas redondas abiertas al públicomediante las cuales se ha buscado ver qué se visibiliza y se invisibiliza de las mujeres de mar. Saber dónde están, qué trabajos hacen y cuáles son sus problemáticas”.

Expertas y testimonios reales en cinco ámbitos distintos (la marina profesional, el turismo, la ciencia y el activismo ambiental, la pesca y el conflicto en la mar) han explicado de primera mano en estas jornadas sus vivencias, el día a día de unos oficios no suficientemente documentadoshistóricamente y cómo han ido cambiando. El 7 de marzo se presentaron las conclusiones de la iniciativa, conjuntamente, con una pequeña exposición de 80 imágenes enseñando la aportación de la ciudadanía a la causa .“Tuvimos que hacer un llamamiento vía redes para que nos cediesen fotografías para nutrir publicaciones, exposiciones y fondos de sala sobre esta temática porque teníamos muy pocas”, puntualiza Mayolas.

Los datos que maneja la investigación hablan de una “presencia de las mujeres en el entorno de trabajo marinero que se reduce al 1%”. Aunque se trata  —según defienden—   de datos centrados en una forma patriarcal de entender el trabajo: publicando el dato productivo y no el reproductivo, el que tiene que ver con el cuidado familiar.

Mujer e Industria de cruceros

En el caso de la industria crucerista, más abierta a incorporar el talento femenino, las mujeres han ido llegando poco a poco a puestos de mando en las flotas desde 2016. Comenzó con personas como la sueca Karin Stahre-Jansen de Royal Caribbean International en 2007, primera mujer en la industria en liderar como capitana un importante crucero: el Monarch of the Seas. Siguieron los pasos otras navieras, y en 2018 aún encontrábamos casos de mujeres que accedían por primera vez al cargo de capitanas de sus navieras: el caso de Nicole Langosch, del AIDAsol, que fue nombrada recientemente en el cargo de capitana tras una carrera de más de diez años en AIDA CRUISES, una de las empresas de cruceros europea más galardonada en el terreno tanto de la sostenibilidad como de la inclusión social.

¿Y en Barcelona?

Nuestra ciudad no puede obviamente quedarse atrás. Si bien es necesario seguir avanzando, aquí encontramos desde hace tiempo claros ejemplos de que los roles de la mujer en el mundo marino han ido en aumento y han evolucionado alanzando nuevas cotas de poder de decisión. Es el caso de Mar Pérez (Cruise Manager del port de Barcelona), a quién entrevistamos recientemente en este mismo medio. Pero también lo son Mercè Conesa, directora del Puerto de Barcelona o Marta Rodríguez y Olga Piqueras, quienes desempeñan sendos puestos como directivas de Trancoma e Intercruises, respectivamente.

Alguien dijo que el 2019 será el año de las mujeres. El enriquecedor debate en torno a la igualdad atraviesa de forma inexcusable todos los sectores económicos. También empezando a calar en aquellos históricamente ligados a la masculinidad y tradicionalmente comandados por hombres. El marítimo es uno de ellos. Y es por ello por lo que os animamos a conocer las conclusiones de la inciativa Dona’m la mar y visitar esta magnífica exposición y ronda de charlas que tiene lugar en uno de los museos más hermosos de nuestra ciudad: el MMB.

Las conclusiones del estudio Dona’m la mar pueden ser consultadas en el siguiente enlace: http://mmb.cat/wp-content/uploads/2018/05/Informe-final-Donam-la-mar.pdf

Tags: